Seleccionar página

Alcea

42,00

  • Tamaño aproximado de la pieza: 4,5 cm de largo.
  • Símbolo y cierre de plata.
  • Cordón de acuero.
  • Resistente a golpes y caídas. Se puede mojar.

 

 

  • La paciencia es la madre de casi todo lo que merece la pena:  Esta es una pieza realizada completamente a mano, esto significa que se elaborara exclusivamente para ti cuando la compres, su proceso de elaboración tardará entre 6 y 12 días, dependiendo de la complejidad de la misma.
  • ¡Cada pieza es realmente única!:  Ten en cuenta que al ser puramente artesanal tu Joya Encantada puede presentar alguna variación propia de la elaboración manual, en ningún caso esto afectará a su calidad y belleza.
  • ¡Personaliza!: recuerda que puedes encargar tu Joya Encantada a capricho, si quieres cambiarle el color, el tamaño, la gema… También si prefieres el gancho de plata o de acero, sólo tienes que decírmelo en comentarios al hacer tu pedido y si tienes cualquier duda contáctame sin compromiso.

EL OM

El símbolo OM ૐes un mantra; una palabra, frase o sílaba sagrada.

El símbolo OM corresponde al de una  antigua «palabra» sánscrita que comenzó a ser pronunciada originalmente por los rishis mientras meditaban. Poco a poco la palabra fue compartida y pronunicada por todo el mundo, por todas aquellas personas que meditan por lo que muchos se preguntan si realmente tiene alguna simbología o no.

Lo cierto es que es algo difícil de describir con palabras, pero Om lo representa todo. Se dice que es la simiente de toda la creación. Al igual que una semilla de bellota tiene el poder inmenso y la belleza de un árbol de roble. Esta palabra aparentemente pequeña contiene todo el poder del universo. Es el principio, el medio y el fin de todo o del pasado, presente y futuro. Por ello se dice que pronunciar ese «Om» mientras meditas trae a tu conciencia la realidad física de este mundo y de tu cuerpo, generando una mayor conexión con la mente, las emociones, los pensamientos y las creencias de tu vida y de este mundo.

Curiosamente, se cree que el «Amén» cristiano y el «Amin islámico» son derivados de Om. En la cultura occidental tanto la palabra hablada como el símbolo escrito se han convertido en sinónimo de la espiritualidad oriental, la meditación y el propio concepto de paz. Se dice que la repetición de la palabra Om disminuye la respiración, calma el sistema nervioso y envía a las glándulas y órganos del cuerpo un suave masaje vibratorio.

Según uno de los preceptos del budismo, el estado perfecto o estado súper consciente y todo lo que lo precede es una parte del Om. El sonido también se puede pronunciar en su forma más completa diciendo así «Aum», Cuando se escribe de esta manera, parece que el sonido tiene tres partes pero en realidad tiene cuatro.

Muchas clases de yoga comienzan y terminan con el canto de Om tres veces. Este mantra permite que la energía del grupo comience el proceso de la armonía respirando juntos y compartiendo este mantra.

Sintoniza a cada persona en sí mismo y recuerda al cuerpo ya la mente para dejar de lado las preocupaciones mundanas y volver tu atención hacia adentro, hacia la alegría eterna que el yoga puede aportar. La repetición de Om al final de una sesión, junto con el tradicional «Namaste», es una declaración de respeto por la práctica y el uno al otro.

Podemos entender así como el mundo material del estado de vigilia aparece representado por la gran curva inferior del símbolo, mientras que el estado de sueño profundo es representado por la curva superior izquierda.

Este estado de sueño se puede extender entre el estado de vigilia de abajo y el estado de sueño profundo arriba, de modo que surge de la confluencia de los dos.

En cuanto al punto y semicírculo nos tenemos que fijar en como están separados del resto y gobiernan el conjunto. El punto representa el estado turiya de la conciencia absoluta. El semicírculo abierto es un símbolo de lo infinito además de significa que las cuestiones de la vida no pueden ser comprendidas si uno se limita al pensamiento finito.

Descripción
  • Tamaño aproximado de la pieza: 4,5 cm de largo.
  • Símbolo y cierre de plata.
  • Cordón de acuero.
  • Resistente a golpes y caídas. Se puede mojar.

 

 

Ten en cuenta
  • La paciencia es la madre de casi todo lo que merece la pena:  Esta es una pieza realizada completamente a mano, esto significa que se elaborara exclusivamente para ti cuando la compres, su proceso de elaboración tardará entre 6 y 12 días, dependiendo de la complejidad de la misma.
  • ¡Cada pieza es realmente única!:  Ten en cuenta que al ser puramente artesanal tu Joya Encantada puede presentar alguna variación propia de la elaboración manual, en ningún caso esto afectará a su calidad y belleza.
  • ¡Personaliza!: recuerda que puedes encargar tu Joya Encantada a capricho, si quieres cambiarle el color, el tamaño, la gema… También si prefieres el gancho de plata o de acero, sólo tienes que decírmelo en comentarios al hacer tu pedido y si tienes cualquier duda contáctame sin compromiso.
Semipreciosa / Símbolo

EL OM

El símbolo OM ૐes un mantra; una palabra, frase o sílaba sagrada.

El símbolo OM corresponde al de una  antigua «palabra» sánscrita que comenzó a ser pronunciada originalmente por los rishis mientras meditaban. Poco a poco la palabra fue compartida y pronunicada por todo el mundo, por todas aquellas personas que meditan por lo que muchos se preguntan si realmente tiene alguna simbología o no.

Lo cierto es que es algo difícil de describir con palabras, pero Om lo representa todo. Se dice que es la simiente de toda la creación. Al igual que una semilla de bellota tiene el poder inmenso y la belleza de un árbol de roble. Esta palabra aparentemente pequeña contiene todo el poder del universo. Es el principio, el medio y el fin de todo o del pasado, presente y futuro. Por ello se dice que pronunciar ese «Om» mientras meditas trae a tu conciencia la realidad física de este mundo y de tu cuerpo, generando una mayor conexión con la mente, las emociones, los pensamientos y las creencias de tu vida y de este mundo.

Curiosamente, se cree que el «Amén» cristiano y el «Amin islámico» son derivados de Om. En la cultura occidental tanto la palabra hablada como el símbolo escrito se han convertido en sinónimo de la espiritualidad oriental, la meditación y el propio concepto de paz. Se dice que la repetición de la palabra Om disminuye la respiración, calma el sistema nervioso y envía a las glándulas y órganos del cuerpo un suave masaje vibratorio.

Según uno de los preceptos del budismo, el estado perfecto o estado súper consciente y todo lo que lo precede es una parte del Om. El sonido también se puede pronunciar en su forma más completa diciendo así «Aum», Cuando se escribe de esta manera, parece que el sonido tiene tres partes pero en realidad tiene cuatro.

Muchas clases de yoga comienzan y terminan con el canto de Om tres veces. Este mantra permite que la energía del grupo comience el proceso de la armonía respirando juntos y compartiendo este mantra.

Sintoniza a cada persona en sí mismo y recuerda al cuerpo ya la mente para dejar de lado las preocupaciones mundanas y volver tu atención hacia adentro, hacia la alegría eterna que el yoga puede aportar. La repetición de Om al final de una sesión, junto con el tradicional «Namaste», es una declaración de respeto por la práctica y el uno al otro.

Podemos entender así como el mundo material del estado de vigilia aparece representado por la gran curva inferior del símbolo, mientras que el estado de sueño profundo es representado por la curva superior izquierda.

Este estado de sueño se puede extender entre el estado de vigilia de abajo y el estado de sueño profundo arriba, de modo que surge de la confluencia de los dos.

En cuanto al punto y semicírculo nos tenemos que fijar en como están separados del resto y gobiernan el conjunto. El punto representa el estado turiya de la conciencia absoluta. El semicírculo abierto es un símbolo de lo infinito además de significa que las cuestiones de la vida no pueden ser comprendidas si uno se limita al pensamiento finito.

Abrir chat
1
¿Me puedes ayudar?
Pide por esa boquita
¿Quieres personalizar?